Review de la cámara Sony 50mm F1.2 GM

Sony 50mm F1.2 GM

La firma japonesa ha comenzado con todo este año y lanzó la cámara Sony 50 mm F1.2 GM. Se trata de un nuevo objetivo fijo con focal estándar, con un cuerpo compacto y ultraluminoso (quizás el más importante del mercado), ampliando así su catálogo de lentes dirigidos a las cámaras full frame de montura E, para aquellos fotógrafos que quieran dar un salto de calidad a sus trabajos profesionales.

Este nuevo objetivo fijo ha llegado al mercado prometiendo calidad y queriendo romper el molde, ubicándose directamente en lo más alto del catálogo de lentes para montura E, siendo el que otorga mayor luminosidad, representando dignamente su apellido G Master que va dirigido para una gama especial. Sus características son fabulosas y las explicaremos a lo largo de este artículo.

Ficha técnica

Para nadie es un secreto que al pertenecer al grupo más exclusivo, el precio es bastante elevado, a esos detalles, sumemos que es producto completamente nuevo que ha sido introducido en el mercado en días recientes y, como era de esperarse, ha creado un hype entre los fotógrafos profesionales. Dicho esto, antes de comenzar a describir sus prestaciones le traemos a modo de ficha técnicas sus especificaciones:

  • Longitud focal: 50 mm
  • Apertura máxima y mínima: ƒ 1,2 – 16
  • Montura: Sony E
  • Compatibilidad de formato: Full frame (y APS-C con recorte 75 mm)
  • Distancia mínima de enfoque: 40 cm
  • Número de palas: 11
  • Números de elementos y grupos: 14 y 10
  • Diámetro de filtro: 72 mm
  • Diámetro y longitud: 87 X 108 mm
  • Peso: 778 gramos

Diseño

Como no podía ser de otra manera, Sony incluyó los mejores materiales para la fabricación del objetivo y con un acabado perfecto, dichos materiales utilizados son metal mezclado con plástico de alta calidad y que además está sellado herméticamente. 

La verdad es que hay poco que reclamarle al diseño utilizado en este equipo, quizás el hecho de que no es una lente ligera, porque estamos hablando de 778 gramos, pero no es un aspecto que importe mucho, una vez se comience a usar para sacar fotografías fantásticas, además su cuerpo compacto lo compensa un poco.

De hecho, sus dimensiones y peso son comparables con Sony Zeiss Planar T* FE 50mm F1.4 ZA, incluso el fabricante se muestra orgulloso, considerando que para su nuevo objetivo solo tuvo que aumentar un poco el grosor, a cambio de ofrecer una mayor luminosidad (aproximadamente 17%).

Por otra parte, su disposición, número de controles y su diseño se asemeja al Sony 20 mm F1.8 G y al Sony FE 24 mm f1.4 GM, sin embargo, el Sony 50 mm F1.2 GM los supera en tamaño. Asimismo, está compuesto por 2 anillos, un par de botones multifunción y la misma cantidad de conmutadores.

El primer anillo cumple la función de modificar el enfoque y el segundo, los valores del diafragma, fáciles de identificar, debido a que el primero es bastante grande y está ubicado prácticamente en la frontal del lente, mientras que el otro, que se encarga de las aperturas es mucho más pequeño, con una superficie doble al tacto, pero tratándose de una sola pieza.

En lo que respecta a los conmutadores, no hay nada nuevo, puesto que integra el típico AF/MF y él anula o activa el click del anillo de diafragmas. Se trata de una característica previamente usada en otros objetivos, su función es permitir que el anillo gire sin saltos. Se le puede sacar el máximo provecho a la hora de grabar vídeos, una especialidad del Sony 50 mm F1.2 GM.

En cuanto a los botones multifunción, se nota que el fabricante pensó en las comodidades para el fotógrafo y son el gran cambio en lo que respecta a otros objetivos. Ambos cumplen el misma cometido, pero han decidido integrar 2 en caso de que el usuario use la cámara en vertical. Se localizan en el centro del objetivo, uno en la parte superior y el otro, ubicado más al flanco  izquierdo.

Para finalizar este apartado, la compra incluye un parasol en forma de tubo, con un tamaño bastante considerable, provocando que al unirla al objetivo, crezca de forma importante. La idea es que se eliminen por completo las luces parásitas y se pueda aprovechar al máximo la luminosidad que ofrece el Sony 50 mm F1.2 GM.

Su estructura está comprendida por 14 elementos distribuidos en 10 grupos, ocupando 3 lentes de XA (Xtreme Aspherical), su finalidad es la de eliminar por completo aquellos inconvenientes ópticos de cualquier índole, además del recubrimiento Nano AR Coating II, el cual puede reducir las imágenes fantasma. El diseño se completa con 11 palas que aseguran una buena bokeh.

¿Cómo usarlo?

El Sony 50 mm F1.2 GM es un objetivo que invita al usuario a utilizar los anillos tanto de diafragmas como de enfoque. El primero que con el clic en ON se siente completamente rígido y con saltos, como era de esperarse, pues para ello incluye el botón, esta sensación desaparece completamente si se desactiva.

En cuanto al segundo anillo, que sirve para el enfoque, ubicado al extremo del objetivo, es completamente suave y, lo que es más importante, permite a la persona enfocar con precisión en cuestión de segundos. Asimismo, el autoenfoque se comporta perfectamente bien al ser certero y veloz.

Sin embargo, Sony 50 mm F1.2 GM invita al usuario a decantarse por el enfoque manual, de esta forma podrá disfrutar de la profundidad de campo, luego de alcanzar la apertura máxima. En este punto, el visor de la cámara juega un papel fundamental, porque ayuda al enfoque que puede ofrecer el objetivo.

Vale destacar que el enfoque automático no es silencioso completamente, aspecto que puede ser una desventaja, aunque era de esperarse. Esto se produce por los movimientos internos del objetivo al realizar los ajustes. Se trata de un leve ruido que no resulta molesto y es completamente lógico al tratarse de un lente que ofrece una luminosidad superior a la competencia. 

Rendimiento

Claro está que el rendimiento del objetivo está estrechamente ligado al de la cámara que se disponga, una de las mejores combinaciones para el 50 mm F1.2 GM es con la Sony A7R IV, la cual ofrece una resolución de 61 megapíxeles y es por ello que hacen una pareja inigualable, considerando el peso y el tamaño.

Con esta combinación se pueden obtener resultados fantásticos, con un nivel de nitidez y detalle pocas veces antes visto, incluso cuando se requiera abrir el diafragma por completo. Una de las especialidades del lente es el desenfoque, por lo que el usuario tendrá la posibilidad de jugar a gusto con el efecto.

Vale mencionar que, aunque se trabaje con el modo semiautomático, la calidad de la imagen no varía demasiado, manteniendo la calidad de la misma de esquina a esquina, pese a todo pronóstico, una condición que puede sorprender incluso al fotógrafo más exigente.

En cuanto al efecto bokeh que se puede lograr con el objetivo es espectacular y resulta lo más interesante del producto, por lo que si estás interesado en realizar retratos de calidad este lente debe ser parte de tu equipo ideal de fotografía, sin lugar a dudas.

La distancia mínima para el enfoque efectivo del objetivo es de 40 centímetros y permite una relación de aumento de 0,17x. Por otra parte, pese a que su especialidad es el desenfoque para realizar retratos y situaciones de poca luz, su uso no se limita a ello y puede utilizarse para un sinfín de disciplinas.

En lo que respecta al enfoque, incorpora 4 motores XD Linear en un mecanismo de enfoque flotante y la conocida tecnología IF para el interno. Este sistema permite que no varíe el tamaño del objeto a capturar. No hay que dejar de mencionar las opciones de enfoque avanzado, una de ellas el Eye AF.

Compatibilidad

Si tienes pensado comprar el objetivo Sony 50 mm F1.2 GM es importante conocer si tu cámara es compatible, este producto fue fabricado con montura Sony E (full frame) y se puede utilizar con los siguientes dispositivos, en algunos se tendrá que tener en cuenta la focal equivalente:

  • Sony Alpha a1
  • Alpha a3000 
  • Alpha a5000 
  • Alpha a5100 
  • Alpha a6000 
  • Alpha a6100 
  • Alpha a6300 
  • Alpha a6400 
  • Alpha a6500 
  • Alpha a6600 
  • Alpha a7
  • Alpha a7 II
  • Alpha a7 III
  • Alpha a7C
  • Alpha a7R
  • Alpha a7R II
  • Alpha a7R III
  • Alpha a7R IV
  • Alpha a7S
  • Alpha a7S II
  • Alpha a7S III
  • Alpha a9
  • Alpha a9 II
  • Alpha ILCE-QX1
  • Sony NEX-3
  • NEX-3N
  • NEX-5
  • NEX-5N
  • NEX-5R
  • NEX-5T
  • NEX-6
  • NEX-7
  • NEX-C3
  • NEX-F3

Precio

Un producto de alta gama como lo es el lente Sony 50mm F1.2 GM es igual a una inversión considerable, incluso inalcanzable para algunos amantes de la fotografía, además estamos describiendo a un producto que no abunda en el mercado. Todo ello son alicientes para que el fabricante coloque un precio de lanzamiento por las nubes.

El lente estará disponible en el mercado a partir del mes de abril por un precio aproximado de 2300 euros. Bastante elevado si se le compara con productos similares y de la misma marca como el Sony Zeiss Sonnar T* FE 55 mm F1,8 ZA, aunque claro, los resultados finales lo justifican.

Efecto bokeh

El efecto bokeh es uno de los más utilizado en la fotografía actualmente, y el objetivo Sony 50 mm F1.2 GM lo permite realizar,  es por eso que vamos a explicar en las siguientes líneas de qué se trata y algunos secretos que debes conocer si quieres ser un fotógrafo destacado e integral.

Se trata de uno de los métodos que se ha ido popularizando en los últimos años y consiste en tener un retrato con el fondo desenfocado, dotándolo así de una estética característica, sin embargo, el término bokeh no se refiere a una técnica en sí, sino más bien al diseño del desenfoque en una imagen, es decir la cualidad y calidad del mismo.

Cabe destacar que existen distintos tipos de bokeh y se califican según el resultado visual obtenido, puesto que puede ser duro o blando, al igual que más o menos atractivo y suave. Este efecto se consigue utilizando objetivos pequeños que van desde los 24mm hasta los 50 mm. Gracias a ellos, se puede realizar un desenfoque en forma de círculos o en forma de polígonos con bordes difusos.

En modo práctico se puede entender a la clásica imagen en la que el elemento principal es el único que se puede ver con claridad, puesto que el resto están completamente desenfocados, su labor principal es la de hacer de marco  compositivo.

Es importante dejar claro que conseguir un buen efecto bokeh no es igual a tener una fotografía con zonas desenfocadas, sino tener un desenfoque atractivo. Ahora bien, con la popularización del término se ha simplificado la definición y la mayoría de los fotógrafos profesionales se refieren a este tipo de imagen como modo retrato. Este nombre es normalmente utilizado en medios especializados en smartphone y tecnología.

El efecto se encuentra en pleno apogeo, tomando en cuenta que en el mercado actual los nuevos modelos de móviles tienen la posibilidad de realizar una fotografía con el bokeh. Para ello desenfocan el fondo y realzan algunos atributos del rostro con la intención de proveer una foto más atractiva.

Asimismo, los dispositivos inteligentes  que logran realizar este efecto de manera eficiente incorporan como mínimo, 2 cámaras para conseguirlo de manera manual. No obstante, se puede obtener un resultado similar utilizando las distintas aplicaciones disponibles en las tiendas de apps. Algunas de las más populares son Point Blur, Blur Image Editor, After Focus y Snapseed.

Conclusión

El catálogo de la marca japonesa está en pleno crecimiento y las cámaras Sony Alpha son altamente competitivas, comparándolas con el resto de alternativas del mercado, si quieres o necesitas complementar tu equipo fotográfico es fundamental que adquieras este nuevo objetivo, especialmente, si deseas elevar el nivel de excelencia de tu trabajo.

La Sony 50 mm F1.2 GM se adapta a todas las situaciones que se puedan presentar, incluyendo la de grabar películas de alta calidad. También es importante acotar que mejora al Zeiss Sonnar T* FE 55 mm F1,8 ZA. Dicho esto, no podemos dejar de lado que su precio de lanzamiento es bastante alto, por lo que no será sencillo obtenerlo para la mayoría de usuarios, debido a que representa una gran inversión.

Deja una respuesta